Ir al contenido principal
Envío GRATIS a partir de 40€ | Lo recibirás en los 2-3 siguientes días laborables🌱

4 beneficios de incorporar una esponja de konjac en tu rutina de limpieza facial

4 beneficios de incorporar una esponja de konjac en tu rutina de limpieza facial

Las esponjas de konjac te ofrecen una opción sostenible y natural para tu limpieza facial diaria. Han ganado popularidad en los últimos años debido a los numerosos beneficios que tienen para la piel. Pero, ¿qué es exactamente una esponja de konjac y cómo se debería usar y cuidar? ¿Y cuáles son exactamente estos beneficios? Este blog te explica todo lo que necesitas saber sobre estas esponjas, sobre cómo pueden beneficiar tu rutina de cuidado facial y sobre cómo deberías tratarlas para que te duren más.

¿Qué es una esponja de konjac?

Una esponja de konjac es una esponja suave que se obtiene a partir de la raíz de una planta llamada Amorphophallus konjac. Esta planta crece principalmente en Asia, y es conocida por sus propiedades hidratantes y suaves. La esponja de konjac se ha utilizado durante siglos como una herramienta de limpieza facial debido a su suavidad y su capacidad para eliminar la suciedad y el exceso de grasa de la piel de manera suave y efectiva.

 

esponja de konjac rosa

 

Beneficios de la esponja de konjac

Derivarás muchos beneficios si empiezas a usar una esponja de konjac en tu rutina de limpieza facial. Los principales son:

  • Ayudará a mejorar tu circulación sanguínea: Al masajear suavemente la piel con la esponja de konjac, podrás mejorar la circulación sanguínea y estimular la producción de colágeno en esa área.
  • Eliminará la suciedad y el exceso de grasa en tu piel: La esponja de konjac es muy eficaz para eliminar la suciedad y el exceso de grasa de la piel de manera suave, sin irritarla.
  • La puedes usar en todo tipo de piel: La esponja de konjac es muy suave y, por ello, es segura para todo tipo de piel. Puedes usarla incluso para la piel sensible o propensa al acné.
  • Y nuestro beneficio favorito… es biodegradable y sostenible: La esponja de konjac es biodegradable, lo que significa que no genera residuos dañinos para el medio ambiente una vez que se desecha. Además, al elegir una esponja de konjac en lugar de una esponja de plástico, estarás contribuyendo a la conservación del medio ambiente!

Cómo usar tu esponja de konjac

Antes de usar tu esponja de konjac, sumérgela en agua tibia durante unos minutos para que se ablande y se hinche. Una vez que esté hinchada, puedes usar la esponja para limpiar tu piel de la siguiente manera:

  • Masajea suavemente la piel con la esponja húmeda en círculos suaves durante unos minutos, especialmente en las áreas donde haya más suciedad y exceso de grasa. Puedes complementar el uso de esta esponja con un jabón neutro.
  • Enjuaga la esponja con agua tibia y sécala suavemente con una toalla. Si has optado por usar jabón, asegúrate de que has aclarado la esponja completamente.
  • Aclara tu piel con agua tibia y sécala suavemente con una toalla.
  • Una vez limpia y seca tu cara, aplica tu sinergia o crema hidratante habitual.

esponja de konjac, jabón y crema

Cómo cuidar y mantener tu esponja de konjac

Para que tu esponja de konjac dure más tiempo y siga siendo eficaz, es importante seguir estos consejos de uso y de cuidado:

  • Sumerge la esponja en agua tibia antes de usarla para que se ablande y se hinche.
  • Después de usarla, enjuágala con agua tibia y asegúrate de que está bien aclarada.
  • Evita usar productos químicos fuertes para limpiarla, ya que pueden dañar el material.
  • Reemplaza la esponja cada dos meses como mucho (recuerda que se acumulan bacterias y se deteriora el material con su uso).

Y ya estaría, solo te queda disfrutarla!

Recently viewed

Tu carrito